La Virgen del Rosario de Cerro viejo, es una festividad con mayor devoción en el distrito de Cerro Colorado, su templo de sillar y calicanto tiene 150 años.

La capilla fue construida por voluntad de los pobladores en el año 1871, fecha que está plasmada en el frontis de la construcción.

Fue declarada como Reina y Madre de Cerro Viejo y Embajadora de la Paz de Arequipa, mediante Acuerdo de Concejo N° 118-2006-MDCC cuando el presidente del Comité Cívico de Cerro Colorado, Victor Cornejo Valencia, solicitó que se oficialice el aniversario del pueblo tradicional.

Es que hasta el año 2006, en el pueblo de Cerro Viejo, no existían documentos formales de población asentada en este valle, solo transacciones comerciales agrícolas, de canteros y ccaperos.

El concejo municipal de Cerro Colorado, en ese entonces, por unanimidad declaró oficialmente su aniversario, el día 7 de octubre, y se declara la Festividad de la Virgen del Rosario, Reina y Madre de Cerro Viejo y Embajadora de la Paz de Arequipa.

La festividad en honor a la Virgen del Rosario, se celebra todo el mes de octubre, se inicia el 1ro de octubre, donde las familias, en el más gran compromiso de fe, participan activamente, organizándose en misas desde las 7 de la mañana hasta las 7 de la noche, asi como la promoción del rezo del rosario, para fortalecer la paz. Además de promover las tradiciones como el ingreso de ceras, la entrada de ccapo, el convite, bombardas, troya de alba, entre otras tradiciones que se heredan de generación en generación.

Estas acciones de fe, son presididas por el mayordomo general, sr. Mario Lozada Nuñez y su familia, con el apoyo de la infatigable Cofradía Nuestra Señora del Rosario, que cumple en la fecha, 40 años, Bodas de Rubí, presidida por la sra Gloria Paredes de Pinto.

El alcalde Benigno Cornejo Valencia, vecino de este pueblo tradicional, luego del tradicional izamiento del Pabellón Nacional, banderas de Arequipa y Cerro Colorado, entregó la Medalla de Oro a Virgen Nuestra Señora del Rosario.
«Este es uno de los homenajes que merece Nuestra Señora del Rosario, que tiene una gran feligresía que respeta y ama sus tradiciones y su familia» indicó el alcalde.

Luego prosiguió la Misa de Fiesta, presidida por el Obispo Auxiliar monseñor Raul Chau, el Padre Alberto Condori y el R.V. Fredy Aranibar.